Declaraciones de la 4T se estrellan contra la realidad

Maullidos Urbanos / Cierre de empresas en México

 

Gato de Barrio

gatodebarrio@yahoo.com.mx

A pesar de las optimistas cifras económicas y datos positivos que expresa el gobierno federal, la realidad demuestra otro panorama: bajo el argumento de afectaciones por la pandemia de coronavirus se registran cierre de empresas de todo tamaño y desinversiones económicas, donde lo peor es que seguirán con el consecuente desempleo y caída de sectores económicos.

Por ejemplo Best Buy, cadena de tiendas especializadas en tecnología anunció que de sus 49 sucursales en el país, ocho ya han cerrado durante el año y el resto lo hará a partir del 31 de diciembre. El argumento oficial es que la medida responde a una reestructuración de 111 millones de dólares en el tercer trimestre del año fiscal.

Otros cierres confirmados son Sin Delantal –plataforma digital de entrega de comida–, restaurantes en Polanco como Sir Winston Churchill’sBonitoLapso; en la Condesa Rojo BistrotL’AperôMaison de FamilleBotegga Culinaria y Trattoria Giacovanni; en Santa Fe la sucursal Entre Fuegos y The Palm.

 En un reporte oficial del Banco Base, Gabriela Siller, directora de Análisis económico-financiero, consideró que el cierre de Best Buy podría ser el primero de varios que tomen una decisión semejante, de acuerdo con los resultados del Buen Fin. Expresó: «Best Buy puede ser la primera de varias que tomaron el Buen Fin como punto de decisión. Definitivamente no ayuda la política interna y que México se sitúe como el peor país en manejar la pandemia».

Si bien otras empresas no cerrarán sí han decidido reducir sus inversiones. Así lo determinaron 16 de las 23 emisoras de consumo que cotizan en la Bolsa Mexicana de Valores como SanbornsChedrauiArca  ContinentalAlseaLiverpool y Soriana redujeron 30% en promedio su inversión en capital para este año, afectados por la pandemia del coronavirus, que provocó caídas en sus ingresos y desaceleración en su ritmo de expansión.

Marco Montañez, subdirector de análisis de la casa Vector, explicó que “estas bajas en las inversiones responden a la necesidad que tienen las empresas de preservar su liquidez; no invierten no porque no quieran, quieren preservar liquidez en sus balances derivado de la situación de incertidumbre que hay, producto de la pandemia”.

Es decir, inevitablemente continuarán las negativas repercusiones de la pandemia, situación que deberá considera el gobierno federal para adoptar las medidas necesarias y evitar más cierres de empresas y la reducción de inversiones, de lo contrario sus consecuencias, además de no poder ser negadas ni desmentidas, perjudicarán las finanzas federales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.