Reabrir estadios, un avance, pero también un riesgo.

Maullidos Urbanos / Apertura de estadios

 

Gato de Barrio

gatodebarrio@yahoo.com.mx

Aunque la apertura de estadios deportivos a nivel mundial es un nuevo y gran paso para retornar la antigua normalidad, también representa un gran riesgo del resurgimiento de los contagios de coronavirus en caso de no cumplirse con todas las medidas y recomendaciones sanitarias, tanto por los responsables de las instalaciones deportivas como por los asistentes.

Aunque en varios puntos del país varios estadios ya habían permitido el acceso de aficionados, una vez ubicadas a la Ciudad de México y al Estado de México en el color amarillo del semáforo epidemiológico, se autorizó la reapertura del Azteca y del Nemesio Diez.

Las principales condiciones para recibir aficionados son recibir hasta un 25% de aforo, limitaciones en la forma y cantidad de venta de boletos, mantener el distanciamiento social en todo momento entre los asistentes para ocupar únicamente los lugares habilitados; el uso de cubrebocas será obligatorio y permanente, así como la desinfección de manos con gel antibacterial. También los aficionados no podrán interactuar con personas ajenas a su grupo, además de estar suspendida la venta de cerveza ni fumar en el interior del recinto deportivo.

El primer juego en Toluca fue anoche, cuando se enfrentaron los Diablos Rojos contra el Cruz Azul, mientras en la ciudad de México será el sábado cuando el equipo mexiquense pague la visita a la Maquina; para el domingo las Águilas del América reciborán a los Tuzos del Pachuca. Ya dependerá de quienes logren triunfar para mantener abiertos sus estadios.

En el caso de eventos deportivos internacionales en sitios deportivos mexicanos no todo son buenas noticias. Para el Gran Premio la Fórmula 1, programado del 29 al 31 de octubre en el Autódromo Hermanos Rodríguez de la Ciudad de México, se mantiene firme y sin cambios; lo que decepcionará a los aficionados del futbol americano profesional, es la cancelación del juego que anualmente se celebra en el Estadio Azteca.

Vale recordar que el beneficio del semáforo amarillo no solo es para actividades deportivas, también se extiende para espacios dedicados a actividades culturales como auditorios, foros, centros de exposiciones, bibliotecas, museos, así como sitios recreativos como cines y teatros, que podrán operar al 50% de su capacidad y con horario ampliado..

Es de esperar que así como sucedió con Semana Santa y los festejos por el Día de las Madres, cuando las personas se comportaron adecuadamente y afortunadamente ya no se registraron rebrotes de coronavirus, ojalá suceda igual con la apertura de estadios y otros sitios de asistencia masiva y no se presenten nuevos contagios.

bin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.